La psicoterapia Gestalt en lo cotidiano

LA  PSICOTERAPIA  GESTALT, teorías y practicas.   

             LA PSICOTERAPIA GESTAL en lo COTIDIANO_01

Algo que personalmente me conmociona de modo favorable es apreciar cómo la manera de pensar, expresarse con las palabras oportunas, y aprender a relacionarse manteniendo un genuino contacto, es la clave fundamental de conocimiento para vivir y hacerlo desde un lugar de privilegio, entrando en otros niveles de conciencia, que lejos están de los conceptos, actitudes y negaciones del acostumbrado “estar sobre-viviendo”. Para esto es muy necesario mantener un contacto, contacting: proceso de contacto, con las sensaciones de nuestro cuerpo, dirigiendo una información inmediata al hipotálamo, para traducirla tras experimentada en choques orgánicos(en todo el cuerpo) a modo de impactos(reacción organísmica), dicho de otro modo el famoso awareness-gestáltico, un sustantivo no verbo y mal traducido: darse cuenta, que lleva implícita la intencionalidad; o percepción, más desde la vista y el oído, que también irán rápidamente haciendo semilla en zonas cerebrales, para su inmediata traducción. Llegando a las emociones, partes de afectos y pasiones, más finalmente, cada quién saca una conclusión con el pensamiento, y con eso se queda, para posteriormente si viene al caso ponerlo en palabras. Provocando y evocando los sentimientos, aquellas expresiones desde lugares aparentemente escondidos, en lo profundo de nuestro corazón, albergado en el límbico cerebral, conectando con el cuerpo calloso y  la glándula hipófisis.

Sin olvidar la conciencia reflexiva ó conciusness, hacerse consciente, será mayoritariamente el aprender a potenciar cadenas asociativas en el modo de pensar. Sin embargo la consciencia inmediata e implícita, es lo que tiene que ver con la motricidad sensorial, fuente integradora de los datos del campo. Ayudadora de, a la persona a través del terapeuta a ser cada vez más conscientemente consciente. Salir de la fijación-rigidez-cronicidad-estacionamiento, y acceder a una posibilidad de verdadero contacto con su entorno.

En psicoanálisis a excepción de Rank, es considerada la consciencia como el receptor pasivo de las impresiones y por ende racionalizarlas ó aglutinarlas y verbalizarlas.

Me refiero a que con el temor suficiente en según casos, lo que procura es un distanciamiento bien de uno mismo, bien y por ende de los demás. Lo dificultoso: mantenerse en la relación.

Es muy, muy necesario, conocer (experimentar-sentir) el apoyo, apoyo es concebir, tranquilamente ese derecho a existir, eso que nuestra mamá en el mejor de los casos, pudo transmitirnos, es eso tan incondicional, tan espontáneo y relajado que nos hará establecer un contacto con nosotros mismos desde la “validación” y el “reconocimiento”, actitudes llenas de unas aptitudes, que iremos conociendo; aquello que nos irá “diferenciando”y significando.

Con este estilo terapéutico y también filosófico – humanista de la vida, es más sencillo conocer hasta donde puede una persona llegar, siempre que esté manteniéndose en la frontera de contacto con el otro O/E, O: Individuo y E: Entorno. Y generando un campo de inter-acción entre ambos dos, aquello que se va entrelazando, se le llama co-crear. Con el grado de excitación oportuno(transformando la ansiedad), la energía suficiente para estar vívidamente en la frontera de contacto, dispuestos a nuevos ajustes creativos.

 

LA PSICOTERAPIA GESTAL en lo COTIDIANO_02

Solemos interrumpirnos al relacionarnos y al establecer contacto de diferentes modos, aquí expongo  muy esquemáticamente en terminologías gestálticas:

Confluencia insana: estar en un nosotros-indiferenciado.

Confluencia sana: es empatía, asimilación y ajuste creativo, el final de una formación de figura. P.Ej. el sentido de pertenencia.

Introyectar: todo aquello “tragado”, pero no asimilado. Adquirir hábitos, actitudes, ideas, creencias, y sus resistencias a eliminarlos.

Retroflectar: se produce al experimentar el miedo a ser herido ó a herir. La energía se mantiene en la frontera de contacto y no se exterioriza. Darse bruscamente la vuelta contra algo.

Deflectar: se produce ante el temor y se resuelve desconectando de sí, y haciéndose el muerto, para en ese instante poder permanecer vivo. Puede quedar fijado. Agresión pasiva.

Proyectar: acción de un rasgo, una actitud, un sentimiento, ó un fragmento de comportamiento que, realmente, pertenece a tu propia personalidad, pero no es experimentado como tal; en lugar de esto, se atribuye a objetos ó personas del entorno y más tarde se experimenta como dirigida por ellos hacia ti, en vez de al revés.

Egotizar: miedo en el autoabandono(en relación), a causa de la falta de autoapoyo y apoyo en la frontera de contacto. Mecanismo de fijación evitando la frustración. Impedimento de las renovadas experiencias, fomentando el aburrimiento y la soledad. Mucho miedo a confluir.

En el marco del nacimiento y la infancia, como fases a ir desarrollando desde el abandonarse, empujar, alcanzar, agarrar, atraer y soltar. Manteniendo una buena coordinación.

En el organismo está, todo aquel reflejo de nuestra relación con “el campo”. No existe la vida sin la relación e interrelación.

Si estoy más en mi cuerpo, veré mejor lo que me rodea. Nos quedamos interrumpidos en función de lo adversamente vivido, ó experimentado.

Interrupciones,  que pueden quedar en ajustes conservadores(a modo de patrones), teniendo en cuenta que son nuestros mecanismos desde la infancia, para sobrevivir, conociendo que existe un entorno inmediato (la mamá), y un bebé; y todo se fragua entre ambos:

Conociendo Y disponiendo que: “O”, representa la agresión contra el organismo; “E”, contra el entorno, y “S”, es la satisfacción directa que procura la fijación. En las neurosis.

Confluencia, ningún contacto con excitación ó estímulo.

“O”: agarrado, mordisco-aferramiento.

“E”: parálisis y hostilidad desensibilizada.

“S”: histeria, regresión.

Deflexión:  Sin excitación. Hacerse el muerto, para permanecer vivo.

Introyección, no aceptación de la excitación.

“O”:  reversión de afecto.

“E”: resignación (aniquilación por identificación).

S”:  Masoquismo.

Proyección, negativa al enfrentamiento ó al acercamiento.

“O”: no hace suya la emoción.

“E”: provocación pasiva.

“S”: fantasía (rumia).

Retroflexión, evitación del conflicto y de la destrucción. Miedo a herir ó ser herido.

“O”: anulación obsesiva.

“E”: autodestrucción, beneficio secundario a través de la enfermedad

“S”: sadismo activo, hiperactividad.

Egotismo, retraso de la espontaneidad.

“O”: fijación (abstracción).

“E”: exclusión, aislamiento del Self (estructura flexible entre dos=entorno y yo).

“S”: compartimentación, autosuficiencia.

Pags, 294-295, Cap,15/9. Vol, II. P.H.G.

Independientemente que estos mismos mecanismos de interrupción, también se dan a modo de “patrón” ó  de guión de vida. Podemos ir conociendo, estos matices en las formas de relacionarnos, favoreceremos un desarrollo de nuestro pensamiento, teniendo en cuenta otros matices, los sentimientos, las sensaciones y las reacciones, junto con una expresión de lo que nos ocurre  acorde con la realidad inmediata, y consecutivamente, emergerán otros planteamientos, otros aspectos, otros “compromisos”, con nosotros mismos y con lo que nos rodea. Ejercer la “voluntad”, ya no solo desde la fuerza, sino desde un plano de conciencia, realista y coherente; marcando una trayectoria, conscientes de la energía empleada en cada situación.

Estableciendo desde el comienzo del pre-contacto, contacto, pos-contacto, y el contacto final; pudiendo realizar una curva completa al  experimentar y/ó dando el siguiente paso con la creatividad y espontaneidad en la ó las interrupciones; incorporando los ajustes creativos, en lugar de ser utilizados los que ya van quedando como obsoletos, los ajustes conservadores, aquello que en los momentos de gran dificultad, construimos para nuestra propia supervivencia. Ahora es otro momento, y aquello, no hay por qué repetirlo.

Es obvio que sí no contactamos, en cada momento cotidiano y no vamos más allá de lo que la situación “aparenta”, sin ese genuino contacto, no habrá realidad. Y sin realidad la vida es virtual. Sin desarrollo de todo de lo que podemos ser y estar capacitados para vivirla plenamente.

Calidad de vida y calidad de muerte, es lo mismo, en un símil de cada proceso en un genuino contacto, quedarán atrás algún que otro “ajuste conservador”, muerte de esto, y renovación ante lo venidero de un “ajuste creativo”, renovarse ó morir, así es, y así sea.

Todo se puede explicar, todo tiene una finalidad y una formación.

Las funciones de un ser vivo humano, a partir del año de vida:

Función-yo; función ello; y función personalidad. Desarrollando este  entramado se forma el self. Creando el self con la suficiente excitación(energía-fuerza-empuje) las funciones se ponen en acción. Nada que ver con el sef psicoanalítico, para el psicoanálisis, el Self es espacial e intrapsíquico; y en psicotareapia Gestalt, el Self es más social, en un proceso figura/fondo en los contactos de frontera en el campo organismo/entorno; es el “artesano del ajuste creador”. El Self, no está dentro de una estructura ni frontera fija, como se trata en psicoanálisis Pags, 203, 204. Vol II, Cap, 11/1, P.H.G. De un modo creativo, por lo que se suscita la creatividad en el juego / en los experimentos(Gestalt), propiciando los ajustes creativos, y que pierdan fuerza los ajustes conservadores(se gestaron con creatividad, pero en soledad). Aprendiendo siempre a dar el paso siguiente, con el suficiente apoyo, y por ende la creatividad, haciendo que se esté al 50% en lo relacional, entre el objeto, persona, circunstancia, y el YO.

Esto en cada etapa del desarrollo es muy importante, con autopreservación y crecimiento se potencia la asimilación,  si se asimila la novedad, se cuida y no degenera. Es un genuino contacto. Por que de lo contrario, si hablamos de agresiones del yo, hablamos de estructuras fijas, de neurosis, de falta de creatividad en interacción, esto no olvidarlo. En psicoterapia Gestalt se postula que tanto en el marco terapéutico , como en una filosofía de vida aprendemos a “actualizar” aquello que desde el “origen” de nuestra relación con el “mundo”, se repite constantemente, hasta el “darnos cuenta”.

LA PSICOTERAPIA GESTAL en lo COTIDIANO_03

…. “en terapia Gestalt la explicación más sencilla suele ser siempre la más acertada” CVB.

Carmen Risueño Izquierdo.

Anuncios